SLOW es una olla de cocción lenta, SLOW, que nos permite cocinar, como se cocina la vida, a fuego lento, sin la necesidad de estar vigilando permanentemente y poder disfrutar del máximo sabor con muy poco esfuerzo.